Las incomodas manchas que dejan rastro las axilas sobre tu ropa son un problema de rápida solución, de ahí que antes de deshacerte de las prendas que se ven afectadas por el uso del desodorante en primera instancia da pie al desarrollo de algunos trucos caseros que te servirán como la solución perfecta para dejas el aspecto desaliñado de la ropa a un lado, en reflejo de una camisa o blusa en un color vivo e impecable.

Acude al uso de remedios diversos para desamarillar tu ropa con lejía, oxigeno activo, bicarbonato, vinagre blanco y zumo de limón y vuelve  a lucir tu ropa como si fuese la primera vez.

Lejía para la ropa blanca

El uso de la lejía se hará siempre y cuando la ropa afectada por las manchas del desodorante sea de color blanco; su aplicación podrá llevarse a cabo a mano, en remojo o en la lavadora según sea el caso,  colocando la cantidad requerida.

  • En lavadora  100 ml directamente
  • A mano 100 ml en 10 litros de agua en remojo durante 20 minutos

Quitamanchas con oxígeno activo

Este es un producto especial quitamanchas fácil de encontrar ene l mercado que ayuda a eliminar las manchas amarillas de la ropa blanca  recuperando el blanco original de las prendas de vestir, su aplicación se hará directamente sobre la cubeta en la que remojaras la ropa junto con el detergente.

Bicarbonato

Muchas son las bondades del bicarbonato de sodio y una de ellas es la de quitar las manchas de la ropa, siendo posible usar en ropa de color. Su aplicación se hace directamente sobre la mancha dejando actuar por 10 a 15 minutos con la ayuda de lavado a mano con jabón desmanchador.

Vinagre blanco

El vinagre blanco actúa como desmanchador y como suavizante a la vez, con su aplicación podrás lograr extraer el tono amarillo de la ropa. Para su aplicación  Añade una taza de vinagre blanco en el último lavado y después tienda la ropa al sol.

Zumo de limón

El zumo de limón al igual que el bicarbonato viene siendo utilizado para este fin desde hace muchos años como el método perfecto que más que blanquear la ropa logra un cuidado de las prendas especialmente en su color.

Aplica el zumo de limón sobre la mancha y deja expuesta la prenda al solo para que actue por unas cuantas horas. Posteriormente con la ayuda del detergente lava y enjuaga.

 

Dejar respuesta